miércoles, 9 de marzo de 2011

Más cine en pequeñas dosis

* Esta entrada fue publicada originariamente, en mi antiguo blog, y bajo la etiqueta  "Grageas de cine", el 29 de enero de 2006.

- Ya está anunciado el estreno, para el próximo 17 de marzo, de la última película de Pedro Almodóvar,  Volver: un título que, según confesiones del propio director, recogidas en su web personal, supone una auténtica declaración de intenciones, en la medida en que este nuevo film marca el retorno a una serie de referentes del universo almodovariano (la coralidad femenina del reparto, la fuerte presencia del personaje materno, sus raíces natales en La Mancha...) que no hacen sino incrementar la expectación que, de unos años a esta parte, y coincidiendo con el reconocimiento generalizado de este director por parte de público y crítica, ya suelen suscitar todas sus nuevas entregas. Siento una especial veneración por el cine de Pedro Almodóvar, un director al que sigo desde sus inicios y que nunca -jamás de los jamases-, incluso en aquellas ocasiones en que la crítica ha considerado que alguna de sus películas quedaba lejos del nivel mostrado en sus más exquisitas creaciones, me ha defraudado en demasía. Y, despojando al personaje de la hojarasca con que se cubre en esa dimensión pública que no siempre ha cultivado de manera muy diplomática, me quedo con el enorme cineasta que es, y ha sido siempre; uno de los mejores que el cine español haya podido tener, y disfrutar, a lo largo de toda su historia. Consecuentemente, mi expectación también es fuerte, y espero que haya ocasión de hacerles llegar mis comentarios sobre el particular.

- Que no será tarea sencilla, amigos lectores. Pueden darse situaciones como la de esta semana, en que no haya ni una sola película sobre la que pueda darles referencia alguna -por breve que sea-, dado que no he tenido ocasión de ver ninguna -ni siquiera parcialmente; momento y ocasión habrá para extenderme un poquito más acerca de ciertas fórmulas de visionado que parecen ir marcadas por el signo de los tiempos, tanto en soportes como en disponibilidades-. A aquellos de ustedes que sean padres de hijos de corta edad, y, por tanto, sabedores de las veleidades del sueño infantil, es muy probable que no haya de darles excesivas explicaciones: así son las cosas, y (parafraseando a aquel legendario filósofo -¿o era un presentador televisivo de infausto recuerdo...?-) así se las cuento...

- Aun a pesar de tales consideraciones, no quería cerrar la prescripción facultativa de esta semana sin hacer referencia (más bien, sentido homenaje) a Pascale Bussières (la chica que aparece en la foto que pueden ver ustedes en la pantalla, ahí arriba). Esta intérprete canadiense, nacida en Quebec en el año 1968, no es una actriz muy conocida -no llega, desde luego, al rango de estrella-, y tampoco sus dotes artísticas destacan especialmente, pero consiguió que una película que apenas cabe calificar como discreta (Cuando cae la noche, de Patricia Rozema) se convirtiera para mí en una experiencia impresionante. Un fenómeno similar al que les comentaba en una reseña crítica reciente sobre La flaqueza del bolchevique, respecto a dicho film y su protagonista, María Valverde: no soy partidario de las "visiones parciales", pero hay ocasiones en que esta visión refulge con tal brillo, que se hace difícil concretar una mirada sobre lo que se despliega alrededor. Desde aquí, Pascale, besos admirativos. Y a ustedes, amigos lectores, feliz semana.

- Crédit photo: © Monic Richard.

* APUNTE DEL DÍA:  Qué complicado me sigue resultando encontrar un hueco para escribir. Y el material de almacén no me va a durar toda la vida. Resignación...

* Grageas de cine III.-

* Antecedentes penales (El viejo glob de Manuel) IX.-

12 comentarios:

Titajú dijo...

Reconozco que Almodóvar me gusta, aunque y ame gustó más, lo reconozco. Me encantó "Volver" y "mujeres al borde un ataque de nervios" y "tacones lejanos"
Hace mucho que no no sé nada de él, pero tampoco es una cosa que me quita el sueño; a mi, mientras no utilice al Bardem en una peli, que haga lo que quiera. Bardem me da arcadas.

Manuel Márquez Chapresto dijo...

Me alegra, compa TITAJU, que compartamos gusto por Almodóvar. A mí, Volver no me gustó demasiado (Penélope haciendo de la Raimunda me pareció de lo menos creíble que jamás haya visto en una pantalla de cine...), pero sí que tiene otras pelis que me encantan (esas otras dos que tú señalas, y algunas otras más; ¿mi preferida? Todo sobre mi madre, probablemente). Eso sí, no comparto tu (sumarísimo) juicio sobre Bardem, que me parece uno de los mejores actores actuales (no solo españoles, sino en general). ¿Tu aversión hacia él es una cuestión de juicio profesional, o personal? Pura curiosidad...

Un abrazo y seguimos trasteando.

Marcos Callau dijo...

Compa Manuel, esta vez me pillas por completo. No he visto "Volver" ni conocía a Pascale Bussières. Me apunto "Cuando cae la noche". Un abrazo. Que tengas un buen final de semana.

Titajú dijo...

No me gusta actuando, no pe gusta físicamente, no me gusta su voz.
A mi también me gustó mucho "todo sobre mi madre"; ya no me acordaba de ella.
En "Volver", el papel de Raimunda no me dice ni fu ni fa, pero la obra en general sí me gustó.

Palmira Oliván dijo...

Almodóvar me gusta en su primera época y en los guiños que hace a La Mancha porque en cierto modo, veo representada parte de mi vida y/o vivencias (cosas de ser paisana del susodicho y manchega jeje), por lo que puedo dar fe de que todo lo que plasma y representa, es cierto (hasta lo de "ir como vaca sin cencerro", a más de una mujer autóctona de estos pueblos de Dios, se lo he oído decir... Y otros dicho mucho más surrealistas. Aquí la realidad supera a la ficción).

Lo que más me fascina de su última etapa es el colorido de los decorados, tiene un don especial para crear esa estética kitsch que tanto le caracteriza y las músicas que elige. Las últimas pelis, a excepción de "Volver", me dejaron un poco a medias, echaba de menos algo.

Un beso y abrazos querido compa Manuel.

Manuel Márquez Chapresto dijo...

Nada, compa MARCOS, hay exceso de material, y es imposible abarcarlo todo, está claro. La de Volver la puedes ver fácilmente (hace poco la regaló El País como inicio de una colección de DVD sobre cine español); la otra (una peli muy militante por la causa homosexual, como todo el cine de su directora, Patricia Rozema), ya te puedo asegurar que es bastante más complicado (además de que tampoco se trata de una gran peli, aunque a mí, particularmente, me encante...).

Compa TITAJÚ, tema aclarado. Y, por supuesto, nada que alegar. Gustos y querencias, ya se sabe... Y sí, Todo sobre mi madre es un pedazo de peli, redonda, redonda...

Desconocía, compa PALMIRA, tu condición de manchega, y, desde luego, conociéndola, se entiende perfectamente que te sientas identificada con un cine que ha recogido en numerosos pasajes esencias de esa vuestra tierra. Es cierto que el cine de Almodóvar ha evolucionado y se ha depurado mucho formalmente en los últimos años (aun manteniendo ciertas constantes: los guiones perfectamente abrochados, el gusto por lo kitsch que tú bien apuntas), pero no se puede dejar de ver una línea de evolución progresiva muy, muy coherente con una voluntad autoral clara (aunque no siempre eso le haya dado los mejores resultados).

Un fuerte abrazo a los tres, gracias por vuestros comentarios y seguimos trasteando.

39escalones dijo...

No comparto el entusiasmo por Almodóvar, ni le atribuyo ninguno de tus generosos calificativos. Me parece un reciclador aceptable, con más fortuna en unos trabajos que en otros, me niego a reconocer el (a estas alturas) lugar común de considerarlo "gran director de actores" (cosa que no es ni de lejos, al contrario, pocas veces se ven interpretaciones más artificiosas en un cine como el español, llenito de ellas), y desde luego, sus guiones, acertados en algunos aspectos, están repletos de "homenajes", "copias" y "refritos" de melodramas cincuenteros y sesenteros del cine americano y francés, especialmente de Sirk, incluso en cuanto al uso del color y las atmósferas (con sus pizquitas del Antonioni más psicodelic). Lo demás, contar con el apoyo inestimable de un grupo de comunicación muy poderoso de este (EL) PAÍS, y con la pasión de los norteamericanos por aquello que no entienden y les parece chic, novedoso y exótico, cosa que confunden con la calidad, hace que haya adquirido una talla mucho mayor de la que, vista toda su obra, merece. Hay gente que tiene la suerte de que sus excentricidades caigan en gracia, que tienen el don de la oportunidad. Y Almodóvar ha tenido una pizca de ingenio, talento para emular, y mucha mucha potra.
Abrazos.

Manuel Márquez Chapresto dijo...

Buf, compa Alfredo, te has quedado "agustito" con el "amigo" Pedro, pero está claro que tu posición está más que argumentada y fundamentada con razonamientos de peso, enjundia y detalle, de manera que, más allá de cuán en profundidad podríamos entrar en discusión sobre algunos de sus puntos, deja bien claro que tus reticencias no tienen nada que ver con aquello que, como tú bien sabes, da soporte a la inmensa mayoría de las posturas contrarias al cine de Almodóvar que se dan en nuestro país (aparte de las derivadas de posicionamientos políticos, sobre las cuales creo que no merece la pena entrar...), y que no es otra cosa que la envidia cochina que nos suele corroer contra todo aquel que triunfa, sobre todo si lo hace en ámbitos sobre los cuales no cabe sospecha de influencia (camelarse a media España desde el soporte que te da un grupo mediático poderoso no debe resultar complicado, pero dudo mucho que Prisa tenga capacidad alguna de "manejo" sobre los entresijos hollywoodienses...). Además, hay aspectos de tu posición crítica que puedo suscribir perfectamente: que me guste, y mucho, el cine de Almodóvar, no me pone orejeras para no ver algunas de sus fallas clamorosas (para mí, la peor, y con diferencia, el que siempre sacrifique a su sello personal cualquier opción visual o narrativa, algo que lastra el cine de cualquiera...).

Un fuerte abrazo y seguimos trasteando.

Elvira dijo...

Todo sobre mi madre es la que más me ha gustado de todas las películas que he visto de Almodóvar. Pero no soy una gran fan, la verdad. Me parece algo sobrevalorado.

Un abrazo y buen fin de semana

Superwoman dijo...

Pues mira, a mi la unica pelicula de Almodovar con la que conecte algo razonablemente fue "Volver", aunque estoy con Manuel en que la Maripe se la podian haber dejado en casa...
Manuel, ?te deje un comentario con una estadistica sobre hombres asesinados en el entorno familiar el otro dia en el blog y no ha aparecido publicado o es que ya me esta llegando la demencia hasta cotas insospechables?

Un supersaludo

Reyes dijo...

Manuel, te veo fascinado con Pascale...jejeje...no la conocía , intentaré ver la que dices.
Un beso y feliz domingo lluvioso (otra vez).

Manuel Márquez Chapresto dijo...

No sé, compa ELVIRA, si Almodóvar está, o no, sobrevalorado; supongo que depende, básicamente, desde la perspectiva que se mire, teniendo en cuenta que se trata de un director sobre el qu se suelen extremar, o polarizar, mucho las opiniones (a casi nadie deja indiferente). En todo caso, me alegra que tengas en buena estima Todo sobre mi madre, un pedazo de peli.

A mí, Volver, compa SUPERWOMAN, sin parecerme mala peli, ni muchísimo menos, no me termina de convencer (y puede que pese en ello sobremanera ese tremendo patinazo de reparto que es poner a Penélope en su papel protagonista). Sobre el comentario al que aludes, la verdad es que no recuerdo haberlo visto; me temo que es una de esas "jugaditas" con las que Blogger nos regala de vez en cuando (comentarios que se pierden, blogs con los comentarios bloqueados, etc...), y lo siento, de veras, porque me interesaría conocer esa información ¿Podrías rescatarla y reenviarla, si no fuera mucho trastorno...?

Compa REYES, dejarse fascinar por Pascale no es nada complicado, es una mujer de una belleza tremenda, inspiradora, sutil, no sé, se me acaban los epítetos, y no termino de dar con el adecuado (buena señal, buena...). Y en la peli de marras, bueno, pues eso....

Gracias a las tres por comentar, un fuerte abrazo y hasta pronto.

Creative Commons License
Los textos de esta obra están bajo una licencia de Creative Commons.